España recibe una cura de humildad

España recibe una cura de humildad
Comparte este artículo
Autor: 2

España ha recibido una buena cura de humildad ante la selección de Estados Unidos en las semifinales de la Copa Confederaciones. Sin duda que la derrota ante los norteamericanos vino motivada por un exceso de confianza que provocó que ganáramos el partido antes de jugarlo.

Free State Stadium

Todo el mundo sabe que en la alta competición las diferencias entre las selecciones son mínimas. Bueno, todos no. Vicente del Bosque, seleccionador español, no lo debía de saber porque no hizo nada para que la Roja pudiera acceder a la final.

En la primera parte España tuvo la posesión del balón, pero las oportunidades llegaron para EE.UU. que aprovechaban la velocidad de sus puntas para poner en peligro a la Roja. En una de esos contraataques, Altidore, jugador del Villarreal marcó el primer tanto ante un pasivo Iker Casillas que pudo hacer mucho más para detenerlo. España no se descompuso, pero tampoco reaccionó. Se perdió en el toque sin ser capaces de buscar un último pase demoledor.

Tras el descanso llegaron los mejores minutos del combinado nacional. Metió a la selección estadounidense en su área. Cesc se convirtió en el mejor hombre de España. Todos los balones pasaban por él, que fue el que mejor leyó las deficiencias de la zaga rival. De sus botas salieron las mejores jugadas españolas. Daba la sensación de que el gol estaba a punto de llegar.

Pero el entrenador español tuvo la genialidad de quitar a Cesc para sacar a Cazorla. El tiro le salió por la culata. España se deshinchó. Hasta cedió parte de la posesión del balón a Estados Unidos. En una contra de los estadounidenses llegó el segundo tanto, obra de Dampsey en el minuto 74, que se aprovechó de un error garrafal de Sergio Ramos para empujar el balón a la red. Casillas volvió a estar demasiado pasivo.

Esperemos que la derrota sirva a España para reflexionar. Nadie gana saliendo sólo al campo. Ojalá que para los próximos encuentros que nos tienen que dar el pase para el Mundial veamos que Vicente del Bosque se gana el puesto y no sólo se limita a sentarse en el banquillo.

Imagen de wikipedia. Free State Stadium de Bloemfontein, lugar en el que se jugó el España- EE.UU. ante 20.000 espectadores

Comparte este artículo